24 de mayo de 2007

Colorín Colorado...

Un día más, otro de tantos, se ha marchado quedo, como se va aquello que no importa mucho. En la micro, de vuelta a casa, me sorprende la medianoche. Ojalá –pienso- la micro se convierta en una calabaza, así todo lo ocurrido sería un cuento, una mentira. Pero no, el abandono es real y ella ya me devolvió todos los zapatos guachos que yo había dejado bajo su cama. Se podría haber ahorrado la molestia, total, a mí ya no me quedan buenos.

15 comentarios:

Tristancio dijo...

En Chile, y otros países de América, la palabra guacho (o huacho)significa huérfano, y se usa, por lo general, en tono despectivo, ofensivo (bastardo, paria). Pero, dependiendo del contexto, puede ser hasta un tratamiento cariñoso (tuve un perro que se llamaba Guacho, que llegó de la calle). Aquí, entiéndase figurativamente como lo primero: huérfano, abandonado, solo...

amandine dijo...

unos zapatos abandonados bajo su cama...

una imagen que se quedó prendida en mi pelo cual horquilla de nostalgia.

un beso guacho.
un sueño que te quede bueno.

adictaacruzarenrojo dijo...

Quizá los cuentos en el fondo no sean tan deseables...es mejor vivir una historia real, aunque duela, que pseudovivir una de ficción, por muy bonitas que sean, nos merecemos algo de verdad como nosotros y nuestra respiración...
Bonitas tus palabras..

Gracias por pasarte por mi rincon...siempre bienvenido, vuelve cuando quieras...( por cierto, me encanta Sabina )
un beso rojo

Leuma dijo...

Pues no sé qué ibas a hacer con tantos zapatitots de cristal,...

jocelyn peña dijo...

...soledad...

Alice ya no vive aquí dijo...

La realidad siempre devora los deseos de que fuera mentira, es demasiado poderosa su fuerza y sobretodo su herida.

Las cosas no deberían devolverse, hacen menos daño cuando no están cerca, recordándonos que
esa persona tampoco...

peregrina dijo...

Aquí también signofoca lo mismo. la historia de zapatos guachos, de calabazas. me invita a escribir. Qué bueno sos!

Paz dijo...

Una vez aclarado lo de guacho, y para hacer todavía más fuertes las imágenes, ¿qué es exactamente una micro?... claro, tengo la imagen de una furgonetita...pero no me sirve con eso, necesito el exacto.

[Porque me encantó en cuentito y no quiero equivocar a mi imaginación]

tomo nota de tus recovecos

Tristancio dijo...

Paz: vaya, no había caído en cuenta sobre la dificultad de los modismos. Pues nada, una micro es el autobús de la locomoción pública. Hasta hace unos meses, eran todas amarillas y con un número negro pintado al costado ( la 249 y la 430 me dejaban en casa). En una ciudad como SAntiago, fácil te pasabas un par de horas arriba de una de ellas. Y era tradición que subieran muchos vendedores de helados (en verano) y un sinfín de golosinas y cosas raras. Incluso subían artistas: cantantes, músicos... Sin embargo, hoy ésas micros ya no existen, son otras... pero eso es otra historia.

Paz dijo...

Gracias!

En México son (o por lo menos eran) verdes, se llaman (o -ban) peseras.

Siempre quise subir a una. Pero nunca me dejaron.

;)


[En Madrid todo son autobuses, rojos, azules o verdes -si cambias de municipio-]

botas de agua dijo...

Gracias por este hermoso cuento. Yo también me preguntaba por la micro... ahora ya sé (gracias Paz). ¿Sabes? Tienes la habilidad de conseguir que los objetos transmitan emociones "ella me devolvió todos los zapatos guachos que yo había dejado bajo tu cama".
Gracias por escribir, gracias por dejarte conocer.
Te eché de menos en este exilio laboral (en el que aún estoy).

botas de agua dijo...

(siento la suplantación de una s por una t, usted sabrá perdonarme).

Tristancio dijo...

Demás está decirles (o no, no está demás), que me siento honrado por tan gratas y amables visitas.

Paz: Ya sabes, cualquier duda, no dudes... en consultarme. Ya sabes donde habito.

Botas: Vaya que sí se nota tu ausencia... el Extrañado, (que no el extraño ¿o sí?) eres tú.

Amandine, Adicta, Leuma, Jocelyn, Alice y Peregrina, Guapas todas:
Pues nada, eso de que me siento honrado va por ustedes también, agrego además, agradecido.
Nunca había tenido tantas amigas, y amigos, que visitar... no se imaginan cuán agradado me siento en "vuestros" territorios... y de recibirlas en el mío.

Abrazos... de ésos con los brazos, no de palabras, citando a Botas.

pepa dijo...

Que buena!!!
Que buenos relatos breves, debo reconocer que me son adictivos.
Acabo de llegar después de que una amiga me dice "mira encontré un blog interesante" y definitivamente valió la pena...
Pero lejos lo más divertido es descubrir que eres chileno! y que tienes puras visitas extranjeras, las mismas que visito con frencuencia mientras debería estar estudiando (como justo ahora)

Es un verdadero tejido esto de las rutas bloguísticas...
Encantada de llegar hasta aquí
sin duda volveré


un abrazo con chaleco para pasar el frío
un abrazo valdiviano
=)

chauuuu

Dark Queen dijo...

Y a la larga siempre hayamos una excusa para todo...
me encantò la frase final.

uff!!! hace tiempo q no escribo.. tal vez encuentre algo por ahi y se lo mande.

Cariños.

†Roma†