3 de noviembre de 2007


El Apocalipsis según Santiago (1)*

Ilustración: Antonio Salgado (fragmento)


El Ángel Guardián yacía muerto en lo alto de la torre de telecomunicaciones. Sus ropas, otrora albas, estaban cubiertas de hollín y sus pulmones reventados. Muy cerca de allí, en la cima del más elevado y moderno de los edificios, los heraldos de la muerte, que desde hacía casi quinientos años esperaban este acontecimiento, festejaban haciendo sonar sirenas día y noche.

Cuando los primeros habitantes comenzaron a morir, miles de personas atestaron las autopistas, huyendo despavoridas. Ni siquiera se acordaron de enterrar a sus muertos…

Pronto, todos habían abandonado la ciudad. Todos, menos los incontables perros vagabundos que seguían trajinando sus calles vacías. No, ellos no se marcharon, porque no tenían más amo a quien serle fiel que Santiago.
*Santiago de Chile...

16 comentarios:

Vemod dijo...

Buenísimo.. lo hiciste tú?

eSadElBlOg dijo...

Paradojico que el Angel Guardian que vigila muera precisamente en la Torre de Comunicaciones. Dicen que solo las cucarachas y las ratas sobrevivirian a las catástrofes pero los perros serían los únicos en permanecer junto a sus dueños.

Insanity dijo...

Vengo a darte un beso por tu cumpleaños; no pude hacerlo el 31 de octubre, pero lo hago ahora. Muchas felicidades para ti :)

Este cuento me hizo recordar una frase que me enseñó una amiga hace ya bastante tiempo "Es mejor un perro amigo que un amigo perro."

Se depara uno con bellas historias escritas en las paredes de esta casa.
Mis saludos.

Lorena dijo...

hola amigo de años y de la distancia, recuerdo tu cumpleaños que lo clebre con los niños que decian , dulce o travesura, tengo celular nuevo y no esta tu numero...pero si tu imagen en mi corazon. pasa por mi fotolog y dejalo.
un beso inmenso y sigue con tus cuentos...los perros, aveces es mejor hablar con ellos que con los humanos ¡no!.

te adoro

Anónimo dijo...

No tenían más amo a quien serle fiel en Santiago...
A veces me siento como un perro vagabudo, sin amo. Aún así, no me gustaría ser la última habitante de está tierra.
Mas deseo que mis perros vigelen mis sueños, como yo vigilaré los suyos, hasta sus últimos suspiros.

prazsky dijo...

¿Pero Santiago se quedó en la ciudad? Siempre pensé que sería el primero en largarse.

prazsky dijo...

Vale, ahora comprendo. Yo pensaba en santos.

Claro, los perros jugaron fuerte uniendo su Destino al nuestro. Ligaron sus vidas a los jefes del planeta. Los perros siempre fueron así, no me extrañaría que su final fuera algo así.

Leuma dijo...

Imagino que todos esos perros abandonados fueron recogidos en tu corazón, habitante de la incertidumbre.
¿Te dije alguna vez que me encantan tus posts?, Un abrazo

Alice ya no vive aquí dijo...

Qué estremecedora imagen. Desde la desesperación observada, al estable sentido de la fidelidad de un perro reconvertido.

Paz dijo...

No puede ser tan difícil, lo de salir, digo.
Tengo que darme prisa, antes de la destrucción o el adiós.
Apagaré la luz al salir

rOdRigO dijo...

Interesante: una visión más de la vida urbana y su viaje sin retorno hacia el apocalipsis social.

Abrazos,

rOd.

adictaacruzarenrojo dijo...

Uff, creo que mi lugar hubiese estado con los perros..tan vagabunda y tan sin dueño como ellos...
Me gustó tu apocalispis...(mucho)
Un beso rojo de génesis

Nico dijo...

Sr Fantasma,

Me gustó mucho la foto, como que me hizo imaginarme todo el resto en el mismo estilo del dibujo

[el escrito ya lo había leido, te acuerdas? Ahí di mis comentarios respectivos ahaha]


Saludos

Nico

chuliMa dijo...

Santo cielo...escalofriante.

¿Tendrá más partes? Lo digo por el titulo...

Besos con pan y vino

Anónimo dijo...

mmmmm.... ancioso de ver las otras imagenes jajaja,saludosss.


antonio salgado

Ferran dijo...

acabo de ver su comentario...

En cuanto a horabaixa és el término típicamente mallorquín para referirse a la tarde, la hora baja. Mientras que en el resto de tierras de habla catalana dicen "tarda", aquí decimos "horabaixa".

y bueno, en tanto a lo de intentan-ho, intenta-lo, si se refiere al "intentarlo" castellano, se traduce por intentar-ho, no suprimimos la erre.

espero haber sido de utilidad